EstéticaTodos los posts

Blanqueamiento dental: algunas indicaciones que debes saber

By junio 25, 2018 No Comments

El blanqueamiento dental es un tratamiento muy demandado en la actualidad, sin embargo, es recomendable que tengas en cuenta algunas cosas si estás pensando en hacerte uno.

Saludos a todos, hoy os escribo desde el TGV -tren de alta velocidad francés-. Esta semana os voy a hablar sobre el llamado blanqueamiento dental, aunque bien es cierto que los dentistas no blanqueamos, sino más bien aclaramos los dientes.

Este tratamiento no es más que la aplicación de un producto químico sobre las piezas dentales que va a hacer desaparecer los elementos cromáticos que se encuentran en la superficie externa del diente. El funcionamiento es sencillo, este producto -se suele usar peróxido de carbamida o peróxido de hidrógeno- entra en contacto con el diente y hace desaparecer las manchas que haya en él poco a poco.

Muchos pacientes y profesionales del sector son reacios al uso de este tratamiento, sin embargo, si se hace de manera progresiva y con un buen control del mismo no hay nada que temer. La manera con menor tasa de problemas es aplicar el producto al 10% entre 2 y 6 semanas.

A continuación voy a explicar algunas contraindicaciones y consejos a la hora de realizarte este tratamiento.

CONTRAINDICACIONES DEL BLANQUEAMIENTO DENTAL

Hay diversas situaciones en las que no es recomendable realizar este tipo de tratamientos como pueden ser:

  • Durante el embarazo
  • Casos en los que el paciente tenga un elevado número de empastes y/o restauraciones
  • Ausencia de feeling entre profesional y paciente
  • Caso en el que el paciente tenga unas expectativas no razonables del resultado que con el tratamiento va a obtener.

 

CUÁL ES LA SISTEMÁTICA DEL PROCESO

Como bien hemos dicho, el blanqueamiento dental no deja de ser un tratamiento que debe seguir unas fases pre, durante y post realización del mismo.

  1. Consultar el historial clínico del paciente y presupuestar el tratamiento.
  2. Realización de una limpieza dental.
  3. Tomar los moldes para la fabricación de la férula -elemento de plástico con las medidas de tu dentadura en la que se alojará el producto químico para blanquear.
  4. Entregar la férula al paciente.
  5. Control a las 2 semanas.
  6. Control a las 4 semanas.
  7. Control a las 6 semanas -normalmente con este tiempo es suficiente para que la revisión del tratamiento de por finalizada.

 

ALGUNOS CONSEJOS

Como con cualquier tratamiento, es importante seguir una serie de recomendaciones para que sea totalmente efectivo. En el caso de los blanqueamientos dentales, te dejo una serie de consejos que te serán útiles:

  1. A la hora de aplicar el producto químico en la férula, pon solo una gota del tamaño de una lenteja.
  2. El tratamiento hay que realizarlo de manera progresiva, es decir, comienza el primer día poniéndote la férula durante una hora, el siguiente día dos, y así progresivamente hasta que aguantes toda la noche con ella. El tiempo promedio del tratamiento es entre 2 y 6 semanas.
  3. Después de cada uso, lava la férula con agua fría y sécala antes de guardarla en su recipiente de protección.
  4. Si durante el tratamiento aparece sensibilidad tienes que consultar a tu dentista que deberá prescribirte una pasta dental específica para la sensibilidad dental. Además si aparecen estos síntomas, disminuye el número de horas de aplicación hasta que los síntomas hayan desaparecido.
  5. Es importante guardar las jeringas con el producto en un lugar refrigerado.
  6. Una vez finalizado el proceso, podemos alargar la eficacia del blanqueamiento usando dentífricos especiales de blanqueamiento.

 

Espero que estas indicaciones y consejos te sirvan a la hora de realizarte un blanqueamiento dental y ¡nos vemos la semana que viene!

Leave a Reply